RESUMEN CORTO DE LA GUERRA ENTRE HUÁSCAR Y ATAHUALPA

Cuando el emperador inca Huayna Cápac y su sucesor Ninan Coyuchi murieron en Tomepampa (Ecuador) a causa de la viruela, en el Cusco fue designado Huáscar como nuevo Sapa Inca. Sin embargo, en el norte los nobles y jefes militares promovieron el levantamiento de su hermano Atahualpa. La guerra por el poder estalló en 1530.




Resumen corto de la guerra entre Huáscar y Atahualpa

En 1530, Atahualpa se sublevó contra su hermano, el Sapa Inca Huáscar, creyéndose con más derecho para gobernar el Tahuantinsuyo. Para esto, contó con el apoyo de los nobles y militares de Tumibamba y Quito.

Al estallar la guerra, Huáscar envió tropas al mando del general Atoc y Huanca Auqui, pero ambos fueron derrotados y decapitados. Entonces, Atahualpa avanzó hasta Huamachuco y de aquí envió a sus generales Quisquis y Calcuchímac para la campaña final y la toma del Cusco.

Ante la emergencia, Huáscar asumió el mando de sus tropas y logró algunas victorias, pero fue derrotado y capturado en la batalla de Chontacaxas. Luego los atahualpistas tomaron Cusco y masacraron a los partidarios de Huáscar.

Huáscar fue humillado, torturado en el Cusco y degollado en Andamarca (Ayacucho) por orden de Atahualpa, quien ya estaba en poder de los españoles.